lunes, 5 de junio de 2017

En Veracruz ganó la revancha, el desquite y la venganza

Desde el Café

Bernardo Gutiérrez Parra
En medio de un clima de inseguridad, violencia y saqueo sin paralelo en la entidad, cuyo origen se encuadra en el sexenio de Fidel Herrera pero que floreció escandalosamente en el Javier Duarte, miles de veracruzanos salieron a votar con ánimo de desquite y de revancha; con ganas de venganza… y ganaron.
La derrota del tricolor estaba cantada por muchos motivos, hasta por su lema de campaña que sonó a burla: “Para que resurja Veracruz”.
Algo así como: ya los engañamos, los defraudamos, los secuestramos y asesinamos. Ya los atracamos y dejamos al estado en bancarrota. Pero vuelvan a votar por nosotros para seguirlos robando, defraudando, asesinando y en bancarrota.
No creo exagerar al decir que ésta es una de las más escandalosas derrotas para el PRI en la entidad. Una carambiza que ya se veía venir con el triunfo de Miguel Ángel Yunes el año anterior, pero que los priistas trataron de minimizar con ese optimismo tan de ellos, que a veces raya en cinismo.
En su primera entrevista como líder estatal del tricolor, Renato Alarcón Guevara, dijo que tomando en cuenta el tiradero que había encontrado consideraría un triunfo si su partido conservaba las 94 alcaldías. Luego le bajó a 60.
Pero hace unos días, en lo que fue leído como el acto supremo de tirar la toalla, reconoció muy en corto que ganarían entre 45 y 50.
Y no le atinó.
La tunda fue brutal para la coalición PRI-PVEM que apenas se agenció 35 de las 212 presidencias municipales. La alianza PAN-PRD los barrió al ganar 112; el Partido Alianza Social se quedó con 18 y Morena triunfó en 17 alcaldías entre las que se encuentran tres joyas: Xalapa, Poza Rica y Coatzacoalcos.
¿Te imaginas lector, la lana que le darán esos tres municipios a Andrés Manuel López Obrador para su cochinito del 2018?
Este lunes, un ojeroso, desencajado y malhumorado Renato Alarcón, salió a decir que la alianza “Para que resurja Veracruz” es la segunda fuerza en la entidad. Y dijo una gran verdad.
Lo que le faltó agregar es que compitiendo en solitario, su partido cayó a la sexta posición al ganar apenas tres alcaldías: Jilotepec, Comapa y Tepatlaxco. Mientras que Movimiento Ciudadano ganó 10 y el Partido Encuentro Social se llevó cinco.
Más vergonzoso imposible.
Mientras en el PRI había caras largas y mala vibra, en Acción Nacional todo era felicidad.
El virtual ganador en el puerto de Veracruz, Fernando Yunes Márquez, dijo que el triunfo es reflejo del apoyo de la ciudadanía al gobierno de su papi.
¡Pamplinas!
La factura que los veracruzanos le pasaron este domingo al PRI, es la misma que le pasarán a su señor padre en exactamente doce meses.
Pero eso es otro rollo que se verá en su momento.
Hoy la veracruzanada hizo talco al PRI, pero no salió a las calles festejar. Simplemente se desquitó y regresó a su casa a seguir viendo la tele.
Saben que este triunfo no les devolverá la seguridad ni el dinero que les robaron. Pero haberse vengado del PRI seguro les levantó el ánimo.
Pepe Yunes va
En una comida con un grupo de periodistas, el senador José Yunes Zorrilla dijo que buscará la candidatura del PRI a la gubernatura de Veracruz. Y negó que esto vaya a provocar un rompimiento con el también senador Héctor Yunes Landa que anunció su intención de contender otra vez por la candidatura.
Yunes Zorrilla aseguró que no existe un distanciamiento con Héctor con quien lo une una gran amistad y a quien aprecia y respeta.
“Más allá de lo político mantengo una relación de respeto, cordialidad y afecto con Héctor Yunes. En una reunión que tuvimos él me manifestó que jugará en el 2018 y yo le dije que también haré lo mismo. Pero agregué: tratemos de mantener la cordialidad, el respeto y la amistad que hemos tenido. Y no dudo que así será, independientemente de quien resulte candidato de mi partido” comentó José Yunes.
A un año de otras elecciones en Veracruz, ya sabemos los nombres de los candidatos de las principales fuerzas políticas. Por Morena irá Cuitláhuac García y no la legisladora Rocío Nahle que no está en el radar de AMLO. Por la coalición PAN-PRD irá Miguel Ángel Yunes Márquez y por el PRI-PVEM el ganador de la elección interna entre José y Héctor Yunes.
Con el anuncio de Pepe, el juego por la gubernatura acaba de comenzar. bernardogup@hotmail.com

No hay comentarios: